Aquí podrás leer novelas pulp (libros de bolsillo) de los más diversos autores, totalmente gratis y online. Si lo prefieres, también puedes imprimirlas, o descargarlas en formato pdf.
Todos los textos se publican con el permiso de sus autores. Si quieres compartir tu novela corta o tu relato, envíanos un e-mail a nuestra dirección de contacto (esrevistas@gmail.com).
Aviso: los textos e imágenes pertenecen a sus respectivos autores y/o a los poseedores de los derechos de copyright, y no pueden ser reproducidos sin su consentimiento expreso.

Memorando Catherdam



Memorando Catherdam
© © J. G. Chamorro



Archivo: Memorando Catherdam
Tipo: Vídeo
Fecha: 6 de marzo de 2021
Autor: Michael Jung

Si ha recibido este archivo, por favor, visualícelo al completo, es la esperanza para salvar nuestro mundo.

Mi nombre es Michael Jung, y trabajo como Planificador de Software para la empresa Catherdam Technologies, destinado en el centro local de proceso SETI de su sede de Barcelona.

Como puede imaginar, mi especialidad no es la radioastronomía, ni ninguna otra disciplina acaso parecida, por lo que le pido disculpas por algún punto científico que debido a mi falta de compresión, o de detalle, haya podido obviar en esta grabación.

La iniciativa SETI (Search for ExtraTerrestrial Intelligence), que comenzó impulsada por EE.UU a finales de los 70, había ido aumentando en interés para los gobiernos de diferentes países, probablemente debido a ser un tipo de exploración cósmica infinitamente barata si la comparábamos con las misiones espaciales tradicionales, lo que consiguió que multitud de organismos tanto públicos como privados, rápidamente dieran su apoyo para colaborar en el proyecto.

El día en Ucrania



El día en Ucrania. Saga "El Imperio".
© Bia Namaran


Dentro del programa de actualidad de Radio Lugansk, "El día en Ucrania", el presentador Mariusz Pawlowska, que había hecho la entrevista también al presidente de la asociación de amigos de Jerhoj (el "Club de Usuarios y Seguidores de Jerhoj"), decidió intentar hablar con la Directora de Operaciones Estratégicas y Adquisiciones del INSI Group, Hilda Kruisheer. Lo que quería conseguir Mariusz Pawlowska era poder entrevistarla en directo en la radio, o bien grabar la entrevista para su posterior difusión. Para ello contactó por teléfono con la Oficina de Prensa del Departamento de Adquisiciones del INSI Group, y éstos le notificaron una hora en la cual la directora podría atender su llamada, aunque sin entrar en directo, para conversar unos minutos con ella. Así que el día siguiente, a las diez de la mañana, volvieron a contactar con ella y finalmente atendió al locutor de Radio Lugansk de RCDZ, Mariusz Pawlowska.

Mariusz Pawlowska-. Buenos días, señorita Kruisheer; lo primero agradecerle que nos haya reservado unos minutos.

Hilda Kruisheer-. Buenos días.

Mis conversaciones con Catarina



Mis conversaciones con Catarina
© Lublaj Raffle


Sinopsis
Las naves de los alienígenas se posicionan en torno a la Tierra. Son pocas, pero están bien armadas y combaten sin piedad para exterminar al género humano.

Poco a poco, una ciudad tras otra va cayendo. Los últimos reductos de humanidad se cobijan en enormes campos de refugiados, y la última resistencia en bases militares.

En ese ambiente de caos, de destrucción, de miedo y desolación, la amistad cobra más fuerza, surge la búsqueda de una mano de apoyo, una mirada cómplice. Surge el amor.

Para el comandante Trek, la guerra solo puede tener un final: la claudicación de la humanidad. Solo sueña en escapar en su GAZ-24 cuando llegue ese día, y recorrer con él los últimos kilómetros de libertad.

Para la jefa de enfermeras Catarina, el mañana es un lujo que no puede permitirse. Hastiada y desalentada tras muchos años de trabajo viendo morir a multitud de soldados en las más crueles condiciones, solo vive el presente sin más.

Lo que surgió como algo casual, una conversación rutinaria entre dos desconocidos, va a transformar sus vidas para siempre. Puede que no cambie todo el mundo, pero cambiará sus propios mundos y, con ello, cambiarán sus corazones.

Experimentarán que el amor es más fuerte que la guerra, y por lo tanto no hay guerra que pueda destruir al amor.

El test



El test
© J. G. Chamorro
Imagen de portada: Reflejo Creative




Se quedó mirando la esfera plateada de su Rolex Milgauss, mientras la segundera avanzaba casi de manera continuada, a intervalos de 181,81 milisegundos periódicos. Sin lugar a dudas, era un reloj que, de manera razonable, no podía permitirse. Sin embargo, cuando la marca ginebresa decidió detener su producción, se le presentó la oportunidad de comprarlo a buen precio.

De alguna forma, este embelesamiento le centraba en sus pensamientos, la estilizada aguja en suave movimiento circular (antes que decidieran ponerle una en forma de rayo), era como si separase sus ideas.

Quedaba muy lejano aquel año 1952 en el que el EDSAC (Electronic Delay Storage Automatic Calculator) consiguió partidas perfectas al Tres en Raya, venciendo sin miramientos a los contrincantes humanos. Contaba con 3.000 válvulas que ocupaban una habitación de 5mx4m al completo, y absorbían energía al ritmo de 12 kW/h. Sin lugar a dudas, aquello estaba más que superado desde hacía décadas. Un simple Altair 8800 de 1972, que gozaba del honor de ser el primer ordenador doméstico, ya excedía la capacidad de proceso del EDSAC en un factor de más de 400.

Parecía que el logro de EDSAC, iba a cambiar el mundo, las personas dejaríamos de jugar al Tres en Raya, al considerarlo un juego trivial. Por supuesto, esto no ocurrió jamás, del mismo modo que los niños siguen imaginando una Luna formada por queso, y los enamorados ven en ella su halo romántico y sobrenatural, que nada tiene que ver con el satélito que pisó Neil Armstrong en 1969.

Amistad de sangre



Amistad de sangre (saga Erius, el Inquisidor)
© Fenix Hebron
Portada: Reflejo Creative


Sinopsis
Cuando traicionas a una amiga, puedes perder su amistad para siempre. Pero cuando esa amiga es además una vampira, puedes desatar una tormenta de consecuencias imprevisibles.

El inquisidor Erius se verá en medio de una traición, entre viejas leyendas, mitos que no son tan mitos, y luchas cuyos orígenes se pierden en la noche de los tiempos. Viejos libros que mejor no abrir, lugares en los que mejor no entrar, y preguntas que mejor no hacer.

Y si encima pones contra ti al único cazavampiros que podría ayudarte, puede que acabes solo. Demasiado solo.

Pero ya sabes que a Erius no le asusta estar solo, ni la oscuridad.

Cuando la noche llega, dientes afilados y ojos sanguinarios acechan en cada esquina. Cualquier paso que des puede ser tu último paso en la tierra de los vivos.

Porque ellos son los "Verix Vampirae", la advertencia sigilosa que susurra entre las sombras, que sobresalta el corazón y hace correr a todo el mundo espantado. A todo el mundo, excepto a un inquisidor.

Mi profesora de matemáticas. "La bruja"



Mi profesora de matemáticas. "La bruja"
© A. Bial le Métayer
Imagen: Reflejo Creative


"Tú nunca llegarás a nada", "tú nunca serás nada en la vida". Siempre había crecido con esa cantinela. Y fue así cómo llegué al instituto porque, tras haber salido del colegio y haber descubierto que, en efecto, sin estudios no era nada (y poca alternativa me quedaba si quería salir adelante), decidí volver a clases.

El mayor problema es que nunca había sido buena en matemáticas. No hablo de que fuese "medianamente buena", de que medio arrastrando sacase la asignatura adelante, sino de que realmente odiaba los números. Tampoco es que no supiera sumar dos mas dos, no es eso, pero sí es cierto que no sabía ni dividir.

Durante mi etapa escolar más o menos lo pude "ocultar", o mejor dicho, "esquivar". Suspendía matemáticas, pero con una asignatura pendiente me pasaban de curso igual. En otras ocasiones hacía recuperación, y en los exámenes tras el verano generalmente los profes eran más "laxos". Pero pocas veces los hice. Mis padres me preguntaban si quería hacer recuperación, y por supuesto yo les decía que no. ¿Qué niña, si se le pregunta si quiere estudiar y pasar un examen a finales de verano, o irse a jugar al parque, responde "estudiar"? Pues eso.

Ayúdanos a continuar ofreciéndote contenidos gratis

Si te gusta la página, colabora con su mantenimiento.
¡Muchas gracias!